¿Cómo hacer salsa carbonara sin nata? Receta baja en colesterol

Recetas de salsa a la carbonara aptas para dieta hipograsa

¿Te gusta la salsa carbonara? Pues, si es así, no te pierdas esta receta sin nata, baja en colesterol. Ya sabes que la salsa carbonara original es una bomba para tu corazón y tus arterias. Sin embargo, esta variante que te comparto es totalmente apta para tu dieta hipograsa. ¿Me acompáñas? Te diré cómo hacerla.


Salsa Carbonara

Salsa carbonara en Thermomix sin nata

Ahora bien, si tienes una Thermomix, no lo pienses ni un minuto, hacer la salsa carbonara en la Thermomix es mucho más fácil. Sólo sigue este paso a paso y disfruta de una salsa carbonara light, en unos pocos minutos. Para prepararla vas a necesitar.

Ingredientes

  • jamón York o pechuga de pavo, 150 grs.
  • queso bajo en grasas, 100 grs
  • huevo, 1
  • cebolla, 1
  • leche desnatada, 200 cm³
  • sal y pimienta negra, al gusto
  • aceite de oliva, una cucharada

Preparación paso a paso

 

  • Coloca la cebolla en el vaso de la Thermomix, y tritura unos segundos a velocidad 4.
  • Agrega el jamón o pavo en trozos con el aceite de oliva y programa a temperatura varoma y velocidad 1 durante cinco minutos. Retira y reserva.
  • Pon el huevo en el vaso de la Thermomix, añade sal y pimienta al gusto y programa 20 segundos a velocidad 3.
  • Agrega la mezcla que habías reservado y programa a temperatura varoma y velocidad 1 durante un par de minutos.
  • Añade el queso, mezcla durante unos segundos y sirve bien caliente con tus pastas favoritas.

Recetas de salsa a la carbonara

Ten en cuenta que la salsa carbonara tradicional, tiene entre sus ingredientes huevo, queso, nata y tocino, todos muy ricos en colesterol y grasas. De hecho, aporta 384 calorías, 11 gramos de grasa y 100 mg. de colesterol cada 100 gramos. De allí que si quieres incluirla en una dieta baja en grasas y colesterol, necesitarás adaptar sus ingredientes a las restricciones de tu alimentación.

con o sin nata

Olvídate de la salsa carbonara con nata ya que es muy rica en grasas, incluso hay quienes sostienen que la salsa carbonara no contiene nata. De todos modos, podrás preparar una  rica salsa, reemplazando la nata por sustitutos más livianos como la leche desnatada, o nada en caso que sigas una dieta sin lactosa.

con o sin huevo

Lo cierto es que en la receta del apartado anterior sólo se incluye un huevo. No obstante, si eres alérgic@ a este alimento puedes simplemente eliminarlo y hacer una salsa carbonara sin huevo y sin necesidad de reemplazarlo por otro ingrediente. Puede que se modifique su textura pero no tanto su sabor.

con leche

Pues bien, la leche es un ingrediente que puede sustituir tanto a la nata como al huevo o incluso, a ambos, en una salsa carbonara más liviana. Para preparar una salsa a la carbonara con leche y sin nata, puedes seguir la receta del apartado anterior, tengas o no una Thermomix en casa.

con champiñones

En cambio, si eres lactovovegetarian@ puedes hacer una salsa carbonara con champiñones. Los champiñones sustituyen de maravillas al tocino, bacon, jamón o pavo, alimentos que no están contemplados en tu dieta. Además, esta salsa queda muy rica, en especial para acompañar pastas, aunque también puede ser muy buena para pizzas.

sin bacon

Tanto para vegan@s o porque necesitas reducir aún más tu ingesta de alimentos con colesterol, puedes preparar la salsa a la carbonara sin bacon. Es una opción para que quede aún más liviana, que seguramente no te resultará igual, pero que de todos modos no perderá su cremosidad.

sin queso

Ahora bien, el queso también puede obviarse. Haz una salsa a la carbonara de la manera habitual. Sólo elimina el queso de los ingredientes y sírvela con las pastas que más te apetezca. La salsa a la carbonara sin queso y sin bacon puede estar indicada en algunas dietas restringidas en sal, habitual si sufres de hipertensión arterial.

sin cebolla

Muchos son los que afirman que la salsa carbonara auténtica es sin cebolla. Sin embargo, en una dieta para bajar el colesterol este es un ingrediente que te conviene incluir, ya que le otorgará cremosidad a la salsa, sin sumarle grasitud. Aún así, si no te apetece o eres alérgic@ a alguno de sus componentes, no hay inconveniente en que la elimines de tu receta.

Pastas a la carbonara

En cualquier caso, la salsa a la carbonara es ideal para acompañar pastas. Te comparto algunas de las pastas que mejor combinan con esta exquisita salsa. ¡Que las disfrutes!

  • Espaguetis a la carbonara. Si bien los espaguetis con salsa arrabiata son riquísimos, te sugiero sustituir esta salsa por la carbonara en las diferentes versiones bajas en grasa que te he compartido. Pruébalos y coméntame que te han parecido. Estoy segura de que adoptarás esta variante para siempre.
  • Macarrones a la carbonara. Otras pastas que hacen que la salsa a la carbonara se luzca con su máximo esplendor son los macarrones. En este caso, sólo tendrías que reemplazar la crema de almendras por alguna de las recetas de salsa carbonara light que te compartí en los apartados anteriores.
  • Tallarines a la carbonara.  Por último, estos tallarines verdes quedarán deliciosos, si en lugar de acompañarlos con la crema de cebada, echas mano de una salsa a la carbonara. Obviamente, debes optar por una versión sin nata y lo más liviana posible para que no interfiera en tu tratamiento para bajar el colesterol

¿Cómo preparas la salsa carbonara?

View Results

Loading ... Loading ...



Ningun Comentario en “¿Cómo hacer salsa carbonara sin nata? Receta baja en colesterol”

Puedes comentar desde Facebook y Google+, o si prefieres hacerlo anónimamente desde nuestro sistema de comentarios

Comenta en Facebook
Loading Facebook Comments ...
Comenta en a Bajar Colesterol

Avisarme cuando haya nuevos comentarios!

Comenta en Google+